¿Sabías que detrás de la invención del vibrador en el siglo XIX, se creía que este milagroso aparato tenía la capacidad de curar a las mujeres de la histeria? Gracias a la evolución social, ahora sabemos que no es capaz de curarnos médicamente de ninguna disfunción, pero si de ayudarnos a descubrir nuestra sexualidad y mejorar nuestra vida sexual.

Vibradores son el nuevo producto estrella

Los vibradores sexuales han sido un objeto popular desde hace siglos, sin embargo se había mantenido como un objeto taboo dentro de las habitaciones de las mujeres más liberales. Esto ha comenzado a cambiar desde hace poco tiempo, y sobre todo con la llegada de las ventas por Internet.

Ahora podemos comenzar a verlos comercializados en MTV o en algunas farmacias y tiendas de servicio. Este nuevo producto estrella no surge al azar, ya que estudios de mercado realizados por Trojan, compañía especializada en la venta de condones, descubrió un mercado listo para su oferta.

En conjunto con el Centro de Promoción de Salud Sexual de la Universidad de Indiana, Trojan condujo un estudio en el año 2008 que reveló en sus resultados que 50% de la población femenina estadounidense usaba vibradores, y en este grupo, un 80% inclusive los compartía con sus parejas.

Expertos señalan que en un mundo donde el apetito sexual femenino aún es reprimido, es fácil sugerir que una mujer sea disfuncional y necesite medicamentos, cuando realmente lo que necesita para alcanzar el clímax es autoconocimiento, autoexploración y probablemente la ayuda de un vibrador.

Las mujeres se sienten cada vez menos atrapadas en el estereotipo puritano de lo que debería ser una buena chica, y han comenzado a retomar el poder de su sexualidad. Los hombres no se quedan atrás en el gusto adquirido por esta nueva mentalidad y en lugar de sentirse amenazados, reportan entusiasmo y buenas críticas a las amantes que lo utilizan.

La industria parece crecer, y se pueden encontrar desde modelos clásicos, hasta objetos más sofisticados que vayan al ritmo de la música de tu Ipod. Sin embargo, debemos recordar que no es necesario un aparato con pilas para explorar nuestro cuerpo y sexualidad, sino tan sólo un poco de libertad.

 

Juguetes Vibradores y Estimuladores

Vibradores femeninos Vibradores Realisticos Vibradores Punto G
Vibradores Doble Estimulacion Vibradores Sumergibles Vibradores Control Remoto
Vibradores Recargables USB Vibradores Forma de Lengua Kit de Vibradores
Masajeadores y Estimuladores Genitales Estimuladores de Pezones Estimuladores Electricos
Estimuladores de Prostata Succionadores de Vagina Lubricantes Sexuales